Cómo elaborar una tintura simple

cómo elaborar una tintura simple para cosmética
¿Qué vas a encontrar en esta entrada?

Existen diferentes métodos o diferentes solventes para extraer los principios activos de una planta medicinal:

  • Extracción por vapor de agua: obtención de aceites esenciales e hidrolatos
  • Extracción por agua caliente:  las tisanas
  • Extracción por aceite: los oleomacerados u oleatos o macerados
  • Extracción por glicerina: los extractos hidro-glicerinados
  • Extracción por dióxido de carbono: los extractos CO₂
  • Extracción por alcohol: las tinturas, tintura madre, hidroalcohólicos, alcoholatos y los extractos alcohólicos. 

Pues bien, hoy vengo a hablarte de esta última: la extracción por alcohol y cómo elaborar una tintura simple de forma casera. Pero empecemos desde el principio:

¿Qué es una tintura de uso cosmético?

Un principio activo de una planta es un compuesto químico, naturalmente presente en ella, que ofrece una cierta actividad. Algunos principios activos presentan un interés especial para cuidar la piel.

Según la naturaleza del principio activo que interesa, se utiliza un solvente u otro para poder extraerlo de forma óptima. Todo depende de la afinidad (o de la solubilidad) que hay entre ese principio activo y el solvente (alcohol, aceite, agua, …). 

En el caso del alcohol, es un solvente que es capaz de disolver:

  • Los glicósidos
  • Los aceites esenciales (muy interesante en perfumería)
  • Los compuestos fenólicos, de los que destacamos:
    • Los taninos (antibacterianos, astringentes, antisépticos y antioxidantes)
    • Los flavonoides (circulatorios, antioxidantes)
    • Los polifenoles
  • Las resinas y bálsamos (muy interesante en perfumería)
  • Los fitosteroles (calmantes, antiinflamatorios, reparadores, protectores y emolientes)

Así pues, seleccionaremos las plantas para fabricar su tintura según su concentración en estos compuestos

A modo de ejemplo, tenemos el Árnica, que es rico en flavonoides, en lactonas sesquiterpénicas, cumarinas y en aceites esenciales.  Y es que el alcohol y el aceite son 2 excelentes solventes. 

Otro ejemplo, la Malva: muy rica en mucílagos y antocianósidos, por lo cual la glicerina y el agua son los solventes adecuados. 

El alcohol para macerar

Según la planta, o la parte de la planta que vayamos a macerar, el alcohol tendrá una graduación distinta y el tiempo de maceración también variará. Así nos aseguramos que se extraen todos los componentes de manera óptima.

En cosmética se usa el alcohol etílico de farmacia de 96ºC y de 70ºC o un alcohol vegetal biológico.

→ Alcohol de 96º C 96% alcohol puro + 4% agua

Se compra tal cual en farmacias.

→ Alcohol de 70º C 70% alcohol puro + 30% agua

Se compra tal cual en farmacias o se compra alcohol a 96º C y se rebaja con agua destilada. ¿Cómo? Pues para ser “muy” exactos, según la densidad de cada componente, se mezcla 73,5 g. de alcohol con 26,5 g. de agua.

La maceración de flores y plantas

Según la parte de la planta utilizada, se usará una graduación alcohólica distinta y un tiempo de macerado distinto. 

Se puede resumir de la manera siguiente:

PARTE DE LA PLANTAEJEMPLOSGRADUACIÓN ALCOHÓLICATIEMPO DE MACERACIÓN
Flores y partes delicadasRosa, lavanda, manzanillaAlcohol de 60º C2-4 días
Hojas y tallosLaurel, romero, tomilloAlcohol de 70º C2-3 semanas
Cortezas y raícesRegaliz, canela, ginsengAlcohol de 80º C3-4 semanas
Resinasbenjuí, mirra, inciensoAlcohol de 90º C1-2 semanas

La proporción tradicional indicada en la farmacopea oficial entre la planta y el alcohol es: 

Para una planta seca: 1:5 es decir, una parte de planta por cinco de alcohol. 

Para una planta fresca: 1:2 es decir, una parte de planta por dos de alcohol.

En cosmética natural, podemos realizar tinturas más concentradas en la planta. Así, la tintura obtenida será más activa para la piel, y no quedará tan reseca por el alcohol. 

La proporción 1:3 sería adecuada para una tintura de uso tópico. 

En caso de usar una planta fresca, se aconseja aclararla y secarla previamente. Así, la calidad de la tintura será mayor, al tener más principios activos que la planta seca. 

Cómo elaborar una tintura simple para su uso en cosmética

① Selecciona un recipiente de vidrio, limpio y hermético, que sea del tamaño de la tintura que vas a preparar. 

② Selecciona la planta. Tritúrala, no muy fina, para aumentar la eficacia de la extracción. Coloca la planta en el recipiente. Nota su peso.

③ Agrega el alcohol con el grado alcohólico adecuado. Si la planta está seca, se añade 5 veces más de alcohol. La planta tiene que quedar cubierta por el alcohol. Cierra, agita y conserva el macerado en un lugar seguro y resguardado de luz y calor.

④ Periódicamente agita el recipiente para homogeneizar la mezcla hasta la fecha prevista.

⑤ Pasado el tiempo de maceración recomendado, filtra el extracto con un colador fino, una gasa o un filtro de papel desechable. Te recomiendo filtrar varias veces para que no quede ninguna partícula en suspensión.  

Envasa y almacena la tintura obtenida en una botella de vidrio limpia y, si puede ser, oscura. No te olvides etiquetar tu producto con su nombre y fecha.

Las tinturas no necesitan conservante por su alto contenido en alcohol y pueden durar unos cuantos años. Todo depende de su proporción agua/alcohol. Más alcohol, más años de vida. 

A veces, nos interesa obtener una tintura más concentrada en activo pero sin tener que añadir más alcohol a nuestro cosmético. De forma un tanto casera, se puede dejar abierto el frasco unos días y dejar evaporar el alcohol. También puedes poner el frasco delante un ventilador, en una zona ventilada o usar el aire rotatorio del horno (pero sin poner temperatura).

Los laboratorios tienen técnicas muy eficaces para eliminar la totalidad del alcohol, sin reducir la cantidad en principio activo, y es lo que llamamos los extractos.

Cómo elaborar una tintura simple o un macerado alcohólico a partir de 1 planta única

Cómo elaborar una tintura simple

Utilización de una tintura en cosmética

Las tinturas presentan varias ventajas en cosmética. Es un activo muy eficaz, se incorpora fácilmente en los cosméticos con fase acuosa como los geles y las cremas, y su tacto seco es apreciado para las pieles grasas. Además, el alcohol es un conservante, por lo cual es un buen co – conservante, dando apoyo al conservante principal del producto cosmético. 

Pero la tintura tiene el inconveniente de resecar la piel; dependiendo de la cantidad usada y sobre qué tipo de piel se aplica. También puede molestar cuando se aplica cerca de los ojos. 

Y recuerda: siempre se debe usar diluido y recomendamos una concentración del 5% en un cosmético clásico. 

Algunas tinturas interesantes en cosmética:

Tinturas de aciano, alcanfor, árnica, benjuí, caléndula, ciprés, lavanda, romero, ruda, rusco, pachuli, sándalo, sauce y vainilla.

Cómo elaborar una “tintura de Romero” para uso cosmético

20- 35 g. de romero triturado seco

100 g de alcohol a 70º (70 g alcohol de 96º + 30 g. agua destilada)

→ Maceración alcohólica durante 3 semanas

Biografía:

Libro: La farmacia verde. Ed Marabout 

Dossier thématique Aromazone: Les différents extraits de plantes

Extractos vegetales en cosmética de Patricia de la Vega

Share on facebook
Share on pinterest
Share on linkedin

¿Te has quedado con ganas de más Recetas y
Consejos de cosmética natural?
Suscríbete a la newsletter 

Comparto contigo consejos, información, guías y recetas exclusivas para tomar conciencia de tu piel e implementar hábitos saludables.

Y para entrar en boca, te ofrezco las 2 primeras recetas descargables + un póster con 10 plantas beneficiosas para piel y cabello.

Prometemos no enviar spam ni contenido que no sea de valor ;)